Conoce los beneficios del Shiatsu

Conoce los beneficios del Shiatsu, conoce los 12 meridianos

los 12 meridianos y los beneficios del Shiatsu

Según la medicina oriental, la energía («ki») viaja a través de nuestro cuerpo de arriba hacia abajo y viceversa, siguiendo una línea que se divide en 12 meridianos emparejados, colocados simétricamente a cada lado del cuerpo.

Hay una decena de áreas que, a pesar de haber recibido el nombre del órgano que se encuentra en él, tienen características orgánicas, pero también psicológicas o emocionales y no están relacionadas exclusivamente con este órgano. Si, por ejemplo, el terapeuta le dice que el meridiano de su corazón necesita tratamiento, no significa que el órgano del corazón esté enfermo, sino que necesita apoyo emocional.

También hay dos meridianos únicos, dos «arterias» que corren a lo largo del eje del cuerpo: el vaso anticonceptivo (en la parte delantera del cuerpo) y el vaso gobernante (en la parte posterior del cuerpo).

Pulmones
Maestro del Corazón / Pericardio / Circulación-Sexo
Corazón
Intestino delgado
Calentador triple
Intestino grueso y delgado
Bazo-Páncreas
Hígado
Riñones
Vejiga
Vesícula biliar
Estómago

El Shiatsu es ideal para …

Al no ser una técnica que pueda curar enfermedades por sí sola, el Shiatsu es especialmente poderoso cuando se usa junto con otras terapias orientales o incluso convencionales. Su principal objetivo es devolver al paciente altos niveles de energía, regular y fortalecer el funcionamiento de los órganos, estimulando la resistencia natural del organismo frente a enfermedades y otros problemas de salud, ya sean físicos, emocionales o psicológicos.

En este sentido, es más correcto decir que el Shiatsu no cura, sino que ayuda a curar, sobre todo porque centra todos sus poderes curativos en la salud y no en la enfermedad. Está principalmente indicado para:

Dolores de cabeza / migrañas
Dolor de espalda / columna / cuello / hombros
Dificultades emocionales (depresión, baja autoestima …)
Estrés / Tensión / Ansiedad
cansancio / debilidad
insomnio
trastornos intestinales
desórdenes menstruales
Problemas respiratorios (asma, bronquitis …)
problemas reproductivos
Sinusitis
resfriados y tos
Tension muscular
Artritis
lesiones deportivas

Cuáles son tus beneficios?

El Shiatsu actúa como catalizador en el proceso de curación, y la curación no es una experiencia inmediata, sino un camino continuo. Son muchos los beneficios de esta terapia holística, destacando una mayor flexibilidad de la piel y los músculos, mejoras en cuanto a los sistemas circulatorio, digestivo, óseo, endocrino y nervioso.

El objetivo es crear un equilibrio físico, mental y espiritual; y proporcionar a las personas un mayor conocimiento y capacidad para leer su propio cuerpo, alertándolas sobre la importancia de un estilo de vida armonioso y saludable.
Shiatsu vs Masaje

A menudo denominado “masaje oriental”, y aunque comparte algunas de las mismas características (presión de la mano sobre el cuerpo para aliviar la tensión muscular y las articulaciones atascadas), en realidad el Shiatsu es mucho más que un simple masaje. Esto se debe a que, incluso si el problema está en un área específica del cuerpo, el terapeuta trabaja el cuerpo, o más bien el sistema energético, por completo.
Contraindicaciones y efectos secundarios

Como tratamiento para infecciones, enfermedades contagiosas, fracturas o venas varicosas, el Shiatsu no se recomienda a menos que se administre junto con tratamientos médicos convencionales. No debe ser practicado por mujeres embarazadas en los primeros tres meses de embarazo.

Con estas excepciones, cualquiera puede hacerlo. En cuanto a los efectos secundarios, son raros, sin embargo, algunas personas sienten dolor de cabeza, rigidez de los músculos, frío, náuseas, diarrea, aumento de la necesidad de orinar, cansancio o debilidad después de una sesión. Estos síntomas son transitorios y desaparecen en 12 horas.

Para paliar las molestias que se sientan en la post-sesión, es recomendable descansar, beber mucha agua y mantenerse caliente.

El diagnóstico

Antes de la primera sesión, el terapeuta hará un diagnóstico basado en su problema actual, historial médico, estilo de vida, hábitos alimenticios y de ejercicio. Pero también hará un diagnóstico visual (de su apariencia general, tono de piel, postura y forma de caminar); un diagnóstico auditivo (no solo si oye bien o no, sino también el sonido de su voz – si es tímido, tenso, nervioso, ruidoso…); un diagnóstico basado en el tacto o el diagnóstico “hara” (“hara” significa abdomen y esta parte del cuerpo está sujeta a una cuidadosa observación porque, al ser una zona central, denuncia precisamente las zonas “kyo” y “jitsu”).

Prepárate para la primera sesión

Las sesiones de Shiatsu tienen una duración aproximada de una hora y se realizan sobre una colchoneta específica que se coloca en el suelo o en una silla para tal fin.

Deben estar equipados con ropa holgada y cómoda (a diferencia de los masajes convencionales, el Shiatsu no requiere que la persona se desviste) y tratar de no comer una comida pesada ni beber alcohol en las dos horas previas al tratamiento.

Deja una respuesta